sábado, 9 de agosto de 2008

Todo del software libre, por el software libre, para el software libre


Advertencia: esta es una entrada que se aleja un poco de los miniportátiles, pero que toca esa parte que tanto me gusta y que es el código abierto, software libre, o como cada uno lo quiera llamar.

Las palabras de Lincoln con las que juego en el título ("del pueblo, por el pueblo, para el pueblo") me han venido a la cabeza al ver dos citas de Bob Sutor, vicepresidente de código abierto y estándares en IBM. Alguien que, con el debido respeto desde este modesto weblog y desde mi humilde posición de vicepresidente de nada, quizás debería ser vicepresidente de cualquier cosa menos de código abierto y estándares. O quizá el problema sea simplemente que es vicepresidente.

Pero me ha venido a la cabeza por lo contrario a lo que representa la cita.

La primera, publicada en The Standard y vista a través de Slashdot es, simplemente "de traca" (que dirían en Muchachada Nui):

"Estoy cansado de esperar" a que aparezcan programas de software libre escritos para determinadas industrias. "O bien ocurre, o simplemente no ocurrirá".
La segunda, leída en InformationWeek a través de Barrapunto, tampoco tiene desperdicio:
"Dejad de copiar a Windows. Ahí no está la usabilidad".
Para introducir lo que voy a comentar a continuación, comparemos estas dos citas con las palabras de Mark Shuttleworth sobre una charla que dio en el mismo sitio que Sutor, el Linux Symposium:
"Tuve la oportunidad de hacer una presentación en el Linux Symposium el viernes, y hablé largamente sobre mi esperanza de que podamos mejorar la coordinación y la cadencia de todo el conjunto del software libre. Intenté presentar los beneficios obvios y las controversias que la idea ha lanzado."
No hace falta más para ver la diferencia de los discursos, y la actitud que ambos encierran. Fijaos en lo que he marcado en negrita.

No quisiera personalizar, pero al hacer la comparación tengo que hacerlo. Recordar simplemente que lo importante es la actitud y cómo se entiende el software libre y la comunidad que lo forma. Un tipo como Shuttleworth, que ha creado la distribución Linux más famosa del mundo en pocos años está agradecido de poder dar una charla en la que intenta presentar sus ideas sobre el lanzamiento sincronizado de versiones y ver si los demás están de acuerdo. Mientras tanto, Sutor, cuyos logros en el software libre no tengo el gusto de conocer, se cansa de esperar a que otros hagan algo, en lugar de hacerlo él. Y nos dice lo que tenemos que hacer (dejar de "copiar" a Windows). Nada de pautas. Nada de ideas. Nada de propuestas. Nada de concreciones. Sólo lo que no hay que hacer ("copiar" a Windows, sin decir en qué se copia, porque yo no lo veo) y lo que no existe (aplicaciones "específicas" que curiosamente, no especifica, valga la redundancia).

No voy a extenderme más. Creo que he expresado mi punto de vista. Simplemente decir que según esta mismas noticias, IBM va a invertir mil millones de dólares en software libre, y que ha firmado una serie de alianzas con diversas empresas del sector, entre ellas Canonical, precisamente.

1 comentario:

maxmalkav dijo...

Hola Frames:

Si bien las declaraciones que has recogido aquí de este señor de IBM son polémicas, yo las entiendo desde un enfoque distinto (que no es ni mejor ni peor que el tuyo, espero :).

No me gustaría pensar que este señor está diciendo a la comunidad de desarrolladores de soft libre lo que tiene que hacer cuando se queja que espera y espera a que aparezcan aplicaciones que cubren un determinado nicho de mercado.

Un usuario si puede tener derecho más o menos legítimo a "quejarse" de estar desprovisto de alternativas libres a las herramientas informáticas empleadas en su campo de trabajo. Al fin y al cabo, no todos los usuarios son desarrolladores ni tienen el tiempo ni el conocimiento de ponerse manos a la obra.

Para mí es un poco más sangrante que empresas (y a veces grandes empresas) eleven también estas "quejas", cuando ya estamos hablando de esferas en las que quizás sí sea posible iniciar un desarrollo, o apoyar para mejorar otro existente.

Es un poco fastidioso que una gran constructora (por poner un ejemplo ficticio) se queje de la inexistencia de herramientas CAD libres adecuadas a sus necesidades, y luego desembolse ingentes cantidades de dinero en licencias de productos privativos e incluso financie desarrollos que por supuesto serán cerrados.

Otro ejemplo puede ser Oracle, donde su producto estrella corre principalmente sobre GNU/Linux y Unixes varios, pero en ningún momento abren ningún tipo de código para devolver algo a la plataforma que les está dando tanto.

Y no hay que decir que un modelo basado en soft libre es inviable, porque afortunadamente tenemos el ejemplo de Red Hat, y los distintos desarrollos que lleva adelante, como el de JBoss, alto terriblemente empresarial, pero que no deja de ser código abierto.

Con todo lo que he comentado anteriormente sería mi defensa del "estoy harto de esperar", por lo menos del enfoque que yo le doy, que no se en ningún momento si es el mismo de las citas que comentas.

Por otro lado, el señor de Ubuntu no me inspira mucha confianza, sinceramente (es también una apreciación totalmente subjetiva), ya que está aplicando y casi forzando ciertas prácticas al soft libre de dudoso beneficio para el mismo. Digo dudoso beneficio con respecto a su buena salud, ética y técnica, porque indudablemente, han sido medidas espectaculares desde el punto empresarial, de marketing y de beneficios, que al fin y al cabo es lo que se busca con Ubuntu.

Saludos

Publicar un comentario